martes, 18 de septiembre de 2012

Sorry for Everything

Lo siento. Lo siento por esas palabras de odio. Lo siento por esos golpes que te atestaba. Lo siento por nuestro saludo de "Te odio". Lo siento por fingir que no me importabas. Lo siento por pensar que algún día te podría odiar. Lo siento por mi orgullo. Lo siento por hacerte enfadar. Lo siento por si alguna vez lloraste por una niñata como yo. Lo siento por todo. Porque todo eso era una gran mentira. Lo siento por mentirte, pero te quería demasiado.

Hoy mismo, antes de ir a las pistas para ir a la primera clase Educación Física desde que te fuiste, me dieron ganas de llorar. Pues te esperé como siempre la última. Te esperé a que dejaras de hablar con tus amigos y que nos volviéramos a pelear. Te esperé para ir juntos a las pistas. Pero me di cuenta de que no estabas. 
Hoy he salido de las primeras personas para ir a la clase, pensando en ti e imaginándote riéndote como siempre al lado de tus amigos. Hoy he corrido varias vueltas a la pista esperando a que vinieras por detrás y me dijeras con tu tono burlón que corriera más. Hoy he esperado a que me volvieran a elegir en tu equipo a uno de los estúpidos juegos del profesor. Hoy le he pasado la pelota a tu tú imaginario. Hoy he vuelto a la clase sin ningún grito de "enana" por detrás. 

Echo de menos estar delante tuya en las mesas de clase. Echo de menos cuando me dabas en la espalda con la regla. Echo de menos cuando te arañaba los brazos con una sonrisa. Echo de menos mi risa cuando nos pegábamos. Te echo de menos. 

Tuve que decirte que te quería en cuanto notaba que un poco de mi orgullo desaparecía. Tuve que abrazarte más fuerte cuando te despediste tan secamente de mí. Tuve que susurrarte en el oído en ese momento que te quería. Tuve que decirte que no le quería a él, que solo te quería a ti.

Soy estúpida por pensar que salir con otra persona me haría olvidarme de ti. Soy estúpida por aceptar que todo el mundo estaba por ti. Soy estúpida por aceptar los gritos de socorro de una de ellas. Soy estúpida por ayudarla a reconquistarte, mientras yo me tragaba mis palabras. Soy estúpida.

Es tarde para arrepentirse, por eso te pido disculpas. Es tarde para volver a crear nuevos recuerdos en las clases del instituto. Es tarde para decirle a la chica que estaba enamorada de ti que yo también lo estaba. Es tarde para recuperarte.

Solo espero que un día de estos, te de por pasarte por mi blog en el que te añadía como un personaje estúpido y sin corazón. Solo espero que un día de estos veas esta entrada, y que pienses lo estúpida que soy: porque sé que solo soy una chica más de las que están enamoradas de ti. Y sé, que si un día quieres a elegir a una de ellas, no voy a ser yo.

Si ves esto. Solo quiero decir que mi orgullo a desaparecido y que las lágrimas que nunca derramé, ahora mismo las estoy derramando escribiendo esto. Y que te quiero, te quiero y te quiero.

Por eso soy culpable. Por amarte tanto y estar ahora mismo escribiendo esta maldita entrada después de dos años enteros en el que mi orgullo aplastaba mi corazón. Aceptaré que te amo, pero lo siento otra vez, porque nunca lo diré en público. Tengo una imagen de gótica agresiva y enana que mantener :) 

----------------------------------

Lo siento por esta entrada sin sentido, pero hoy ya me había cansado de esconder gilipolleces como estas. Hoy mi mejor amiga Alexandra está más feliz que una perdiz porque poco a poco estamos consiguiendo que su príncipe azul se rinda a sus pies. Solo les quería ver feliz en el amor intentándolo a mi manera, pero me he dado cuenta que yo también lo necesito.
En fin, solo espero que sea feliz. Que él sea feliz. Y que mi amiga consiga a su príncipe. Yo tendré que seguir esperando al mío. Lo único que me alegra es que tengo mucha vida por delante. Aún tengo tiempo, espero. 

Un beso. 

8 comentarios:

Nana dijo...

Poco puedo decirte para consolarte, porque pocas palabras hay para animarte, solo el tiempo decidirá que ocurrirá. Pero mientras el tiempo pasa, aquí estoy yo, al otro lado de la pantalla, dispuesta a apoyarte y a leerte, a preocuparme por ti y a hacer mi papel como amiga que se siente impotente por no poder hacer más que esto.

Aquí me tienes Tocaya. Un besito

Gaia dijo...

Antes que nada tengo que decirte lo que ya ha dicho Nana, porque yo también me siento impotente desde el otro lado de la pantalla. Pero aún así, aunque algunos digan que las buenas amistades solo pueden crecer de las personas que tienes al lado, yo estoy en desacuerdo. Y como amiga que te considero me gustaría poder ayudarte de algún modo.

Yo también perdí demasiado tiempo con el chico equivocado, negándome a confesarle la verdad al que era mi mejor amigo y al que quería de verdad. Cuando conseguí decírselo, vi la decepción de no recibir lo mismo que estaba dando. Pero, al fina, ¿sabes qué?, volvió él. Pasó bastante tiempo, pero fue él el que vino a mí con esas palabras.

Así que, pequeña, la esperanza es lo último que se pierde y el tiempo pone a cada uno en el sitio que le corresponde :)

No estés triste, ¡ánimo!

Un besazo!

Lady Black dijo...

Creo que entiendo por lo que estás pasando. Siempre es difícil renunciar a alguien y más aún intentar olvidarlo, cuando sabes muy en el fondo que no existe manera posible.

Yo pasé mucho tiempo así. Han pasado ya casi 3 años y medio y he podido estar en paz conmigo misma.

Si alguien tiene que volver a ti, lo hará. Porque si para esa persona realmente fuiste algo, luchará por volver a tu vida, del modo que sea.

Estoy totalmente de acuerdo con Gaia. El tiempo pone a todo el mundo en su lugar.

NUNCA PIERDAS LA FE.

Y, de mientras, sabes que puedes contar con todos nosotros. Para lo que sea. Para leernos y desconectar, para desahogarte y para escribirnos lo que necesites, porque, aunque en la distancia, estaremos ahí.

Un besazo, preciosa! Tú puedes. Lo vales y lo mereces :)

A voice in the mist dijo...

No hay mucho que pueda decirte ¿que he pasado por algo parecido? ¿te consuela eso? Lo único que puedo decir es, como ya han dicho, que aquí nos tienes, para desahogarte, para entenderte, para escuchar lo que tengas que decir. Aunque estemos todas a quilometros de distancia.
Y que tengas paciencia y fe. Que si él no es para ti, vendrá otro mejor que él. No te preocupes por eso. Hay tiempo.
Un besazo Aria!!!

Anónimo dijo...

Enana?? No seré yo del que estas enamorada?? ajajajajaj
No te preocupes, amor. Que todo va a salir bien, y si ese chico aun no se ha dado cuenta de lo valiosa que eres, no merece la pena seguir amandola asi.

El orgullo...Que puedo decir del orgullo que tu no sepas. Solo quiero que te olvides de el cuando pienses en mi hermano =D

Un beso, enana.

Gaúl.

Rose B. dijo...

Oh Aria Hermosa...Los recuerdos duelen mas cuando aun no se han ido. No se que puedo decir yo, mas que compartir lo que dice Nana, ya es un año leyendote, riendome con tus cosas divertida, entristeciendome cuando no estas bien, pero estare aqui, desapareciendome en ocasiones, pero siempre volviendo para saber de ustedes, te considero una amiga que aun no conosco, pero de la que conosco lo suficiente para querer

Animo preciosa, Ojala y lo lea, ojala y vea y si no fue, y si no sera no estaba destinado a ser

Jose dijo...

Oh puedes creer que jamas pense encontrar una entrada de este tipo en tu blog? y no porque te crea una insensibke o mucho menos, es solo que tienes una imagen que mantener como dijiste jajaja
No pense que caerias como una mas, todas lo hacemos al final parece... (no lo digo por mal por si acaso)

Me da cosa lo que acabo de leer, el orgullo es mal consejero. Siempre me lo han dicho. Aunque soy de las que se doblegan. Pero sabes, si tienes mucho tiempo por delante.Y talvez mas adelante pase. Si no simplemente no era para ti. Ya se que esta mas que trillado ese dicho! pero se de ocaiones en las que ha sido verdad!

Saluditos hermosa!
*me ire a leer todo lo que me falta! xP

Alvaro dijo...

EEEEyyyyyyyyyyyy yaaaa has encontrado a tu príncipe azul :)

Estoy aquí XD