viernes, 11 de mayo de 2012

Nacer para morir

La carrera va a dar comienzo dentro de unos instantes. Vigila que tus cordones de las zapatillas estén abrochados, si te caes ten en cuenta que aún tienes la oportunidad de ser el primero, hidrátate con todo el agua que te ofrezcan a tu paso. Y lo más importante: elige el camino correcto.
La pistola será disparada en 3, 2, 1... Que dé comienzo tu vida.

Mi corazón se acelera junto a mi respiración. Gotitas de sudor caen lentamente sobre mi piel. El sol advertía que pronto llegaría para ganarme. Yo corría por la arena de la playa intentando buscar esa meta tan esperada. El tiempo se me agotaba, el sol iba en primer puesto y yo ni siquiera podía vislumbrar vi objetivo. Me encontraba lejos y perdida del mundo. A mi alrededor se escuchaban los gritos de ánimo, pero el recorrido tenía muchos obstáculos que no podría saltear sola. Tropezaba con ellos un millón de veces, pero en cada una de mis caídas me levanté y seguí corriendo. Se veía cada vez más luz y eso significaba que el sol estaba consiguiendo mi derrota.
Nunca me rendiré, dijeron mis ánimos. Esto es demasiado, dijo mi cobardía. ¡No puedo parar! Si paro perderé, ¡y la derrota no la acepta mi corazón!, dijo mi enorme orgullo.
Cuando parecía ver que quedaba un último obstáculo que vencer, no me caí de nuevo, sino que lo salté con la mayor ligereza y elegancia. Como una bailarina apunto de hacer esa pirueta tan difícil en la que siempre se cae, pero lo consigue.
Pude verlo: la meta. Se encontraba a unos escasos metros de mi. Cerca, cerca, cada vez más cerca...
Lo conseguí, crucé la meta con las manos levantadas y una sonrisa en mi rostro sabiendo que mi vida había finalizado sin ningún obstáculo agarrándome de la mano.


Clase de historia, mientras la profesora explicaba el arte mudéjar. Ese día me sentía agotada y triste, un idiota se me acercó y me dijo: “Pero no llores, mujer” de coña, pero yo le solté una torta y le dije: “Yo no soy débil, yo no lloro, gilip*****” Sé que llorar no es un signo de debilidad, pero no sabéis de qué tamaño es mi orgullo. Entonces, me enfadé y me puse a escribir esto como significado de que por cualquier estupidez que se me cruce no lloraré y pegaré al que me haya puesto eso delante. En la carrera nadie ayudaba a la chica a continuar porque (por mi parte) nunca aceptaré la ayuda de nadie para recorrer mi propio camino. Creo que la ayuda solo se debe pedir en ciertos casos en la que la vida del otro no corra peligro. En la que el otro no se caiga y se haga una herida por mi vaguería a andar yo solita.
Espero que os haya gustado J

7 comentarios:

Anónimo dijo...

A lo mejor no es buena idea poner este comentario, pero no lo he podido evitar. Prefiero no decirte quien soy porque me conoces demasiado y a lo mejor esto te ofende. Te he visto varias veces llorar por pura desesperación. Haz como en esta entrada y sigue tu camino sin ningún obstáculo agarrándote de la mano. No sé si te refieres al diablo o a las heridas que te proporcionan pero, hazlo.
Tampoco se si es buena idea decir lo siguiente pero, lo pongo de todos modos.
Yo te quiero mucho e Isaac también te quería para verte así. Él no te culpa de nada de lo que ocurrió. Los dos te queremos, y el desde donde este y yo desde aquí te vamos a hacer la persona mas feliz del mundo.
Con ayuda o sin ella se que vas a seguir adelante.
---

αℓεxαη∂яα dijo...

Está genial esta entrada, porque es cierto, la vida es una carrera que se debe recorrer solo, algunos con ayuda y otros sin ella, pero todos deben recorrerlo, aunque caigas te debilites etc, hay que seguir hacia delante cueste lo que cueste.
Como siempre, tus entradas me gustan cada vez más a si que...
¡UN ABRUZO!

♥♪ ♫●• ●Rose⌥ImAgINaRY♪ ♫●• ● ♪ ♫♥ dijo...

Gustado? Me ah encantado, veras justo ahora no estoy nada nada nada bien siento que estoy muy hondo en el obstaculo en el que eh caido y no se que tan grande sea la herida que me acabo de hacer... No soy fuerte lo admito, lloro por todo. Pero dentro de todo eso siempre estoy dispuesta a levantarme

Beso :D

Linda Gema me agregastes al Facebook? si es asi que alegria :) me caes muy bien preciosa y no sabes cuanto me gusto y motivo tu Historia y la ultima parte, sencillamente pense en eso y me agrado todo tiene una solucion

Besos grandisimos cuidate

Nana dijo...

Es verdad que llorar no es símbolo de debilidad, sino que es un desahogo del alma, pero yo soy igual. No consiento que la gente me ayude aunque esté totalmente desesperada, ni tampoco que me digan lo que tengo que hacer o que me den ánimos si yo no lo pido. En parte te entiendo y en el fondo una se dice a sí misma; "no deberías ser así, si aceptas la ayuda serás incluso más madura". Pero a mí me resulta casi imposible.
En las carreras siempre estás sola y si te caes nadie cesará la suya para ayudarte. Así que, en parte, viene bien ser autosuficiente :)

El orgullo es una virtud y una maldición, pero seas como seas, sé tú misma. Esa es la mejor arma para seguir hacia delante.

Un besito muy fuerte ^^

laura dijo...

Me ha encantado, tienes mucha razón en eso de los obstáculos, ya que a lo largo de la vida te encuentras muchísimos, unos más grandes que otros, lo que cuesta es levantarse porque puedes tener la mala suerte de que nada mas levantarte después de haber hecho muchísimo esfuerzo para ponerte en pie alguien te vuelve a empujar y vuelves a caer...Pero eso de no pedir ayuda no lo comparto, yo creo que si hay que pedir ayuda pero solo a la persona adecuada aunque para encontrarla tengas que caer mil veces.......
Siento el no haber comentado antes pero es que hace mucho que no me meto en blogger
Un abrazo.

Gaia dijo...

El orgullo tiene su parte buena y también su parte mala, pero de algún modo te ayuda a seguir y a conseguir terminar esa carrera :) Me ha gustado mucho esta entrada, hasta me has dado fuerza a mí ^^
Es importante creer en una misma para llegar a la meta sola. Porque, la ayuda no viene mal, pero también hay que saber cómo ser autosuficiente.
Pero oye, a pesar de todo y de que yo también intento ser fuerte y seguir, muchas veces termino llorando, por cualquier cosa y con muchísima facilidad, pero tampoco es malo dejar salir todas esas lágrimas. Pueden parecer un signo de debilidad pero no siempre lo son, también ayudan a continuar.
En fin, siempre me haces reflexionar eh? :) jejeje
Ánimo y a superar todos los obstáculos! ^^
Un besaaaaaazo ^^

raulsigueunavidasinsentido dijo...

gema creo que sabes quien soy y te voi a dar alguna propuesta mañana a ver que te parece aa por cierto esta muy bien....y el blog en total me a dejado sin palabras pero bueno mañana te vere y te dire algo a ver que te parece